Avanzan las obras de urbanización del Bº Bañado Sur

Miércoles, Junio 28, 2017 - 11:14

La gestión del intendente Fabián Ríos continúa con la construcción de nueva infraestructura pública en la comunidad del sur de la Ciudad de Corrientes. Actualmente, operarios realizan numerosas obras en materia de consolidación de calles, cordones cuneta, pavimento, enripiado, cloacas, desagües, conexiones de agua potable, entre otros, además de la regularización dominial. En el sector existen 500 hogares en 390 lotes habitacionales, beneficiando las obras a más de 2.000 vecinos.

La Comuna capitalina, a través de la Secretaría de Planeamiento Urbano y la Subsecretaria de Desarrollo Urbano, continúa sin pausa con las obras correspondientes al Programa de Mejoramiento Barrial (ProMeBa) que se llevan a cabo en el barrio Bañado Sur.

En la actualidad la Municipalidad de la Ciudad de Corrientes, como Unidad Ejecutora, se encuentra a cargo de la nueva red de agua y cloaca, con los nexos correspondientes, estación elevadora de líquidos cloacales, y cisterna de agua.

Además, las obras consisten en 3.230 metros lineales de apertura de calles, 785 metros de pavimento, 2.800 metros de enripiado, 7.170 metros lineales de cordón cuneta; 450 metros de desagüe pluvial por conducto (por calle 234 y otros 250 hasta el río); 560 metros de desagüe pluvial canal de hormigón armado a cielo abierto por calle Nº 445, paralelo al muro perimetral de una empresa de transporte de pasajeros.  

Hasta el momento se ejecutaron 2.800 metros lineales de red de agua y cloaca, con 168 conexiones domiciliarias; 90% de ejecución de la cisterna de agua potable de 600 m3; 980 metros lineales de cañería de impulsión cloacal, y la colectora existente, mientras que la estación elevadora de líquidos cloacales se encuentra en ejecución.  
 
Con respecto a la apertura y consolidación de la red vial, se avanza con los trabajos de enripiado y pavimento, desagües pluviales, y nexos de los mismos. También se realizan obras de ampliación y readecuación de cañerías de agua potable y de desagües cloacales, con sus correspondientes cámaras de inspección, así como la pavimentación de la calle Nº 445.

En la zona interna del barrio, operarios municipales con la participación de retroexcavadoras, motoniveladoras y camiones de tipo mixer construyen los cordones cunetas. También se consolidan las calles que serán enripiadas.

El barrio se encuentra ubicado al Sur-Oeste de la Ciudad, dentro del área urbana. Es una fracción de asentamiento informal, que hoy ya se localiza dentro de la trama urbana consolidada de la Ciudad. Sus límites son al norte la calle Gato y Mancha, al sur la prolongación de la calle 234, al este la calle Cabo de Hornos, y al oeste la calle Nº 445, lindante a los terrenos de una empresa de transporte urbano, de media y larga distancia.

Las obras, ejecutadas a través del Programa de Mejoramiento Barrial, tiene como finalidad mejorar la calidad de vida y contribuir a la inclusión urbana y social, para lo cual las diferentes áreas ejecutivas del gobierno municipal diagnosticaron y atendieron las urgencias más requeridas por los segmentos más necesitados de la población del sector habitacional mencionado.

En el área de intervención actualmente existen unos 500 hogares en 390 lotes habitacionales, que ascienden a 2.000 vecinos beneficiarios; donde la mayoría tiene una antigüedad de más de 30 años de residencia en el barrio.
        
RELOCALIZACIÓN DE VIVIENDAS    

Para proseguir con el plan de urbanización se gestionó oportunamente ante Nación 70 viviendas nuevas que permitirá avanzar con los trabajos que se ejecutan, de manera de poder cumplir con el avance de obra previsto, reubicando a las familias que se encuentran tanto en las trazas proyectadas de las calles y avenidas, como aquellas que se encuentran en un inminente riesgo ambiental. Esto permitirá realizar las aperturas de calles necesarios para permitir la conectividad vial del barrio y el paso de las infraestructuras.  

La mayor parte de las viviendas a reubicar se encuentran hacia el norte del área de intervención y sobre la traza del Electroducto; estas son las áreas que poseen viviendas de mayor consolidación debido a que son las que están hace más de 30 años instaladas. La mayoría de ellas son de material de ladrillos con dos habitaciones como mínimo, y en las que viven generalmente más de un grupo familiar. Están conformadas por varios hogares producto de los desprendimientos producidos por el crecimiento natural de las familias en el tiempo.  

En tal sentido, por calle Nº 445 se realizó la relocalización de una familia, para poder ejecutar la estación elevadora de líquidos cloacales. La vivienda de 56 m2, tiene 2 dormitorios; baño; cocina-comedor; lavadero y galería de acceso.

Cabe resaltar que cuando comenzó la intervención, el barrio no contaba con red de agua potable segura, tampoco desagües cloacales, ni pluviales; y la totalidad de los desagües se encontraban a cielo abierto. La red de energía eléctrica también estaba dispuesta de manera clandestina, con conexiones peligrosas en contacto directo con los habitantes, y con una alta deficiencia de alumbrado público, además de no existir calles internas, con la proliferación de numerosos pasillos.